Comisiones que los Trabajadores deben pagar a las AFP por Administrar sus Fondos

A partir del 2 de enero, afiliados sólo tendrán hasta el 31 de Marzo para elegir forma de pago por administración de sus fondos.

Según resolución de la  Superintendencia de Banca y Seguro y AFP (SBS) Nº 8514-2012 ha determinado que los afiliados a una AFP tendrán hasta el 31 de Marzo de ese año, para comunicarle a su AFP que no desea que se cambie la forma en que se le cobra la comisión por flujo, como es ahora, a la comisión por saldo. Los afiliados que no lo hagan, serán automáticamente migrados al nuevo esquema.

El cobro de la comisión por saldo significa que a los afiliados ya no se les descontará un porcentaje de sus ingresos para pagárselos a las AFP por administrar su fondo, sino un porcentaje del saldo que se mantenga en su cuenta individual, constituido por la suma de sus aportes y el rendimiento de su fondo.

Además los afiliados que vivan en capitales de regiones tendrán que hacer el trámite por medios físicos escritos, mientras que el resto podrá hacer uso de los sitios web de las cuatro AFP que operan en el mercado. En este último caso, el afiliado tendrá un plazo de 90 días para confirmar por escrito su opción.

Las AFP, por su parte, estarán obligadas a informar al 100% de sus afiliados las características de cada esquema de cobro y la importancia de su decisión “tratándose de un sistema que provee cobertura ante los riegos de jubilación, invalidez y fallecimiento”, reza el dispositivo.

También deberán iniciar una campaña de difusión y asesoramiento a los afiliados, poniendo a su disposición mecanismos para que los afiliados comparen los dos métodos de cobranza.

De acuerdo con la resolución, el cambio al nuevo esquema para los afiliados que no soliciten de manera explícita mantener la comisión por flujo, se hará de manera paulatina, ajustándose cada dos años.

De esta manera, a partir de Abril del año en curso, el 86.5% de la comisión que cobren las AFP corresponderá a un porcentaje de sus ingresos (sueldo) y desde febrero del 2023 los cobros se realizarán íntegramente por saldo.

 

¿Cuáles son los principales objetivos de la Reforma de Sistema Privado de Pensiones?

Brindar más beneficios y mejores servicios a los afiliados de las AFP.

Ampliar la cobertura del Sistema Privado de Pensiones a más trabajadores; en especial a los trabajadores independientes menores de 40 años y a aquellos que laboran en la  pequeña y microempresa (MYPE) para que ambos accedan a una pensión de jubilación justa y digna.

Reducir los costos y aumentar la eficiencia de las AFP, mediante la centralización y tercerización de las operaciones administrativas.

Generar una mayor competencia entre las AFP, promoviendo el ingreso de nuevos participantes a través de la eliminación de barreras de entrada.

Armonizar los intereses de las AFP con los de los afiliados, a través de un sistema de cobro de comisiones que mejore los niveles de pensión de jubilación en el largo plazo y genere una mayor remuneración disponible.

Promover una mayor transparencia de la información al afiliado, mediante la difusión de indicadores de rentabilidad y mecanismos de comparación de comisiones que le permitan una adecuada toma de decisiones (traspasos). También se prevé la creación de comités de representantes de afiliados y la incorporación de directores independientes en las AFP que puedan dar cuenta de los afiliados.

Impulsar un proceso de educación de los afiliados en los temas de su jubilación, mediante la creación de fondos especiales y la organización de comités educativos.

Incrementar la rentabilidad de los fondos, a través de la ampliación del abanico de posibilidades de inversión.

¿Cuándo se iniciará la Reforma del Sistema Privado de Pensiones?

La Reforma del Sistema Privado de Pensiones ya está en marcha. Es un proceso que comprende varias etapas, las que se implementarán gradualmente. No es un proceso de resultados inmediatos, pero los afiliados irán gozando de los beneficios que genere conforme vaya avanzando.

Qué cambios traerá la Reforma?

Uno de los principales cambios será la implementación de un nuevo sistema de cobro de comisiones denominado Comisión por Saldo, el que se aplicará sobre los nuevos aportes y la rentabilidad que estos aportes generen.

El nuevo sistema de cobro busca reemplazar al actual –de Comisión por Remuneración, también conocido como Comisión por Flujo–, que es un porcentaje que se descuenta de la remuneración total (sueldo bruto) de los afiliados. Sin embargo, la Ley también establece que los afiliados podrán evaluar y decidir si permanecen o no en el sistema de Comisión por Remuneración.

¿Por qué se dio este cambio en el cobro de comisiones?

Porque el nuevo sistema de Comisión por Saldo hace coincidir los intereses de las AFP con los intereses de los afiliados. Así, cuanto mayor sea la rentabilidad que la AFP logre por el fondo de los afiliados, mayor será su comisión; y a menor rentabilidad, dicha comisión será menor. Con tal esquema, las AFP tendrán más incentivos para obtener una mayor rentabilidad para el fondo de sus afiliados; es decir, buscarán que los fondos crezcan para que ellos puedan ganar más, considerando los mecanismos de diversificación y salvaguardas que establecen las normas del Sistema Privado de Pensiones. Por tanto, se trata de un sistema que contribuirá a generar más beneficios y mejores servicios para los afiliados.

En el caso del actual esquema de cobro de Comisión por Remuneración, el ingreso de las AFP solo depende del sueldo de los afiliados, sin considerar si el fondo de pensiones gana o pierde rentabilidad. Asimismo, debido a que este esquema está vinculado a la remuneración de los afiliados (a mayor sueldo, mayor comisión y, por tanto, mayor ingreso para las administradoras de pensiones), las AFP han venido mostrando mayor preferencia por captar afiliados con altos sueldos a quienes, a diferencia de los trabajadores de menores ingresos, se les suele ofrecer una atención preferencial.

Adicionalmente, en el sistema de Comisión por Remuneración las AFP cobran por adelantado por los servicios de administración de los fondos de pensiones, sin considerar la edad del afiliado o el tiempo que le falta para jubilarse. Es decir, los afiliados pagan cada mes, por anticipado, los servicios de administración de sus fondos por un periodo de 40 años, sin importar si al afiliado le faltan 1, 5, 10, 20 ó 30 años para jubilarse. Pagan por servicios futuros que no utilizarán.

Por el contrario, en el caso de la Comisión por Saldo, los afiliados pagarán por los servicios de administración del fondo que efectivamente su AFP le prestará cada mes. No habrá pago adelantado. En ese sentido, el pago de la comisión se regirá por el principio de “servicio realizado, servicio pagado”.

¿La aplicación del nuevo sistema de Comisión por Saldo será inmediata?

No. La Reforma contempla un período de transición o migración del sistema de Comisión por Remuneración al sistema de Comisión por Saldo, el cual será de diez (10) años.

Se prefirió establecer un periodo de transición debido a que si el nuevo sistema de comisión entrara en vigencia de inmediato, se afectaría la situación patrimonial de las AFP. Durante este proceso de transición o migración se cobrará una combinación de comisiones (combo de comisiones) que se ha denominado Comisión Mixta.

Qué es la Comisión Mixta?

La Comisión Mixta es un sistema de cobro temporal que tiene dos componentes:

1. Una Comisión por Remuneración, que se irá reduciendo progresivamente cada dos (02) años hasta llegar a cero (0) al cabo de diez (10) años.

2. Una Comisión por Saldo, que se aplicará solo sobre los nuevos fondos que vayan acumulando los afiliados.

La Comisión Mixta permitirá una convivencia temporal de la Comisión por Remuneración con la Comisión por Saldo. El objetivo es que en el año 2023, al término del período de transición o migración, la Comisión por Saldo sea el único sistema de cobro de comisiones vigente en el Sistema Privado de Pensiones.

¿Cuándo y cómo se aplicará la Comisión Mixta?

La Comisión Mixta entrará en vigencia y se aplicará a partir del 1 de febrero de 2013 para los nuevos afiliados; y a partir del 1 de abril de 2013 para los antiguos afiliados (aquellos que ingresaron al SPP hasta el 31 de enero de 2013) que decidieron cambiar de sistema de cobro de comisión.

Como los antiguos afiliados ingresaron bajo el sistema de la Comisión por Remuneración, deberán elegir si permanecerán o no en dicho sistema, o pasan directamente al sistema de Comisión por Saldo, con su esquema de transición de Comisión Mixta.

¿La Comisión Mixta afectará al fondo que han acumulado los antiguos afiliados?

No. La Comisión Mixta tendrá dos componentes: un porcentaje que se aplicará sobre el sueldo del afiliado; y, otro porcentaje que se aplicará a los nuevos aportes que generen a partir de las fechas señaladas.

En el caso de los antiguos afiliados, el fondo que acumularon desde que empezaron a aportar al Sistema Privado de Pensiones hasta el 31 de marzo de 2013 no estará sujeto al pago de Comisión por Saldo, debido a que ya pagaron por adelantado a las AFP por su administración. A partir del 1 de abril de 2013 este fondo será registrado en una cuenta especial, solo ganará rentabilidad y no se le aplicará ningún descuento. En otra cuenta se registrarán los nuevos aportes que se realicen a partir del 1 de abril, a los que se sumará la rentabilidad ganada y se descontará la Comisión por Saldo respectiva.

¿Cómo se realizará la migración de un esquema de comisión a otro en el caso de los antiguos afiliados?

La Reforma establece que los antiguos afiliados podrán elegir si se mantienen o no bajo el sistema de Comisión por Remuneración. Si un afiliado desea mantenerse bajo el sistema de  Comisión por Remuneración, su decisión deberá ser comunicada a su AFP, para lo que tiene un plazo que regirá desde el 02 de enero hasta el 31 de marzo de 2013.

Aquellos afiliados que no informen su decisión de mantenerse en el sistema de Comisión por Remuneración, pasarán de manera automática al sistema de Comisión por Saldo, con su esquema de transición de Comisión Mixta, a partir del 1 de abril del 2013.

¿Cómo beneficiará al afiliado el nuevo esquema de Comisión por Saldo?

El nuevo sistema de Comisión por Saldo incorpora mecanismos que promoverán una mayor competencia y fomentarán el ingreso de nuevos participantes, lo que junto con la reducción de costos y una mayor eficiencia en la administración de los fondos contribuirá a ofrecer menores comisiones y mejores servicios a los afiliados.

También promueve una mayor transparencia. Así, los afiliados podrán conocer cuál es la rentabilidad neta de su fondo, para lo cual solo tendrán que restar el cobro de la comisión que paga a la AFP de la rentabilidad obtenida.

Asimismo, se logrará una equidad en el cobro de comisiones. Es decir, las AFP ya no cobrarán anticipadamente por la promesa de prestar un servicio futuro de administración por 40 años y sin considerar los años que faltan para la jubilación del afiliado. Por el contrario, ahora el cobro de la comisión corresponderá a un servicio efectivamente prestado por la administración del fondo de pensiones.

Otro aspecto destacable es que el sistema de pago de Comisión por Saldo incentivará a las AFP a generar una mayor rentabilidad para los afiliados con la finalidad de obtener mayores ingresos. Las AFP se preocuparán mucho más por obtener la rentabilidad más alta posible para los fondos de pensiones.

Adicionalmente, durante el periodo de transición, bajo el esquema de Comisión Mixta, los afiliados podrán percibir una mejora en su ingreso disponible como resultado de la progresiva eliminación de la Comisión por Remuneración; e, incluso, podrían destinar este ahorro a sus fondos de pensiones.

Características del sistema de Comisión por Remuneración.

 Es un sistema cerrado al cual no ingresarán nuevos afiliados y solo permanecerán los antiguos afiliados que así lo deseen. Este sistema desaparecerá cuando se jubile su último afiliado.

Desde diciembre de 1994 a julio de 2012, las comisiones que cobran las AFP han variado muy poco e, incluso, aumentaron 9.8% (de 1.74% a 1.91%) pese al incremento registrado en el número de afiliados y del fondo de pensiones.

Las ganancias de las AFP dependen del monto de remuneración de los afiliados y no de la rentabilidad de los fondos de pensiones.

Se adelanta el pago de comisiones. Bajo el sistema de Comisión por Remuneración se paga por la promesa de administrar los fondos de pensiones durante 40 años, sin considerar si el número de años que le falta al afiliado para jubilarse es menor a dicho periodo.

Es un sistema que no promueve la competencia, lo que se refleja en el ingreso de pocas nuevas AFP al mercado.

No es transparente. Para el afiliado no es muy fácil determinar la rentabilidad neta; es decir, luego de descontar el costo de la comisión. Esto se debe a que la rentabilidad se calcula sobre el fondo de pensiones y las comisiones sobre la remuneración, montos que no son comparables. Para ello se hace necesario un cálculo especial denominado comisión equivalente.

¿Qué debe hacer un afiliado que decide quedarse en el sistema de Comisión por Remuneración?

Los afiliados que deseen permanecer en el sistema de Comisión por Remuneración, deberán comunicarlo a su AFP. Para realizar este trámite tienen desde el 2 de enero hasta el 31 de marzo de 2013.

Los que deseen migrar a la Comisión por Saldo, pasando por su esquema de transición de Comisión Mixta, no requieren realizar ningún tipo de trámite porque automáticamente pasarán al nuevo sistema de comisión a partir del 1 de abril del 2013.

¿Los afiliados qué elijan la Comisión por Remuneración podrán trasladarse posteriormente a la Comisión por Saldo?

Los afiliados que decidieron permanecer en el sistema de Comisión por Remuneración tendrán un plazo de seis (06) meses, del 1 de abril hasta el 30 de setiembre de 2013, para trasladarse al nuevo sistema de comisión. Esta decisión deberá ser comunicada  a su AFP.

Luego del 30 de setiembre de 2013, los afiliados que se queden en el sistema de cobro de Comisión por Remuneración, permanecerán en dicho sistema hasta su jubilación. El sistema de Comisión por Remuneración se cerrará para nuevas afiliaciones y desaparecerá cuando el último afiliado que permanezca en este se jubile.

¿Cuál fue el primer paso que se dio con la Reforma?

El primer paso fue la asignación de los nuevos afiliados al Sistema Privado de Pensiones, lo que se hizo con la finalidad de generar beneficios inmediatos para los afiliados y promover una mayor competencia entre las AFP.

Así, de acuerdo con lo establecido en la Ley, el 13 de setiembre de 2012 se realizó un proceso de asignación de los nuevos afiliados –que ingresarían al Sistema Privado de Pensiones durante el período comprendido entre octubre 2012 y enero 2013– a la AFP que ofreciera cobrar la menor Comisión por Remuneración. Todas las AFP participaron en el proceso. La AFP que ofreció la menor comisión (1.60% de la remuneración) fue Prima AFP.

Los nuevos afiliados que ingresaron al Sistema Privado de Pensiones a través de este proceso deberán permanecer un año en Prima AFP. No obstante, después de seis (06) meses tendrán la posibilidad de trasladarse si es que otra AFP del mercado cobra una menor comisión u obtiene una mayor rentabilidad.

¿Cuál fue el segundo paso?

El segundo paso fue la licitación de los nuevos afiliados al Sistema Privado de Pensiones que se incorporarán en el período febrero 2013 – febrero 2015 (dos años), bajo un nuevo esquema de comisiones, la Comisión Mixta.

La primera licitación, que se realizó el 20 de diciembre de 2012, determinó como ganadora a la AFP Hábitat (que está en proceso de organización), al ofrecer la menor Comisión Mixta (0,47% por remuneración y 1,25% por el nuevo saldo). Los nuevos afiliados, que se incorporen al Sistema Privado de Pensiones cuando AFP Hábitat inicie operaciones, irán directamente a esta administradora y se beneficiarán así de la menor comisión del mercado.

¿Los nuevos afiliados estarán obligados a permanecer en la AFP ganadora durante un periodo de dos (02) años?

Así está previsto en la Ley. Sin embargo, el plazo no es absoluto dado que la Ley también ha establecido mecanismos de salida y traspaso, los que estarán sujetos al cumplimiento de determinadas condiciones; entre ellas, la existencia de una AFP que brinde una mayor rentabilidad neta de comisión.

¿Si AFP Hábitat aún no está operando en febrero del 2013, cuál es la situación de los nuevos afiliados que se incorporen en el Sistema Privado de Pensiones desde ese mes?

Considerando que AFP Hábitat se encuentra en proceso de organización y, por lo tanto, aún no operaría en febrero (la misma entidad anunció que iniciaría operaciones en junio), los nuevos afiliados se incorporarán a Prima AFP, bajo el esquema de la Comisión Mixta, por haber sido la entidad ganadora del proceso de asignación realizado en setiembre de 2012.

Sin embargo, estos afiliados no están obligados a permanecer en dicha entidad, por lo que podrán trasladarse desde el primer día a la AFP que le ofrezca la menor comisión mixta.

Los nuevos afiliados ingresarán directamente a AFP Hábitat solo cuando dicha administradora inicie sus operaciones.

Conoce las nuevas comisiones que las AFP aplicarán desde abril de 2013

 

 ¿Puedo desafiliarme de la AFP?

Los afiliados al Sistema Privado de Pensiones (SPP) que deseen retornar al Sistema Nacional de Pensiones (SNP), pueden hacerlo siempre  que cumplan con los requisitos establecidos.

Requisitos

Haber ingresado al SNP hasta el 31 de diciembre de 1995, y que al momento de presentar tu Solicitud de Desafiliación, cumplas con los años de aportación para tener una Pensión de Jubilación en el SNP o

Haber contado con los requisitos para obtener una Pensión de Jubilación en el SNP al momento de tu afiliación al SPP.

No ser pensionista de la AFP ni tener derecho a una Pensión  Mínima o Jubilación Adelantada (Decreto Ley 19990).

Procedimiento

Etapa 1: Orientación al Afiliado y Presentación de Solicitud

Es importante que despejes todas tus dudas antes de tomar la decisión de desafiliarte.  Contáctate con nosotros para brindarte información.

Para tener mayor información y/o presentar tu Solicitud de Desafiliación puedes realizarlo de la siguiente manera:

En Lima: Comunícate al teléfono 595-0071 para programar una cita de atención en el Centro de Información al Afiliado para la Desafiliación (CIAD).

En provincias: En cualquiera de nuestros Centros de Servicio al Cliente.

Al recibir información, firmarás la Sección I de la Solicitud de desafiliación y si decides desafiliarte puedes presentar la documentación que demuestre tus años de aporte y firmar la Sección II.

Etapa 2: Evaluación de Información

La AFP evalúa tu solicitud y emite el Reporte de Situación en el SPP (RESIT-SPP) dentro de los 20 días, informándote los aportes efectuados (hasta la firma de la Sección II), el monto que se transferiría a la Oficina de Normalización Previsional (ONP) si te desafilias, y la Pensión que obtendrías en la AFP.  Si no estás de acuerdo, puedes presentar un reclamo.

Luego, en un plazo máximo de 30 días, la ONP debe emitir el Reporte de Situación en el SNP (RESIT-SNP), indicando si cumples los requisitos para desafiliarte, tus años de aporte a la ONP, si cumples con los requisitos para jubilarte en la ONP, cuál sería el valor de tu pensión en el SNP, y cuánto deberás pagar por el diferencial de los aportes, es decir, la diferencia existente entre el monto de los aportes acumulados de un sistema con relación al otro (13% SNP a 10% SPP a partir del 2007 y 13% a 8% por los años anteriores).  Si no estás de acuerdo, puedes solicitar la reconsideración de la resolución emitida por la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS).

Etapa 3: Desafiliación

Si luego de evaluar la información, decides desafiliarte, deberás firmar la Sección III de la Solicitud de Desafiliación (Declaración Jurada) confirmando tu decisión y la SBS, recibida la sección III, emitirá la Resolución de Desafiliación.

La AFP entregará el saldo de tu cuenta personal a la ONP y abonarás el diferencial de aportes, si existiera.

 

Incertidumbre por las comisiones que se deben pagar a las AFP

Hasta el cierre de esta nota, el plazo para que los afiliados al sistema privado de pensiones escojan la comisión a pagar a la AFP que pertenecen vence el 31 de marzo. Esto es, permanecer en la actual comisión por flujo o migrar a la comisión por saldo. Esta última semana se ha apreciado interminables colas en las diversas agencias de las AFP así como el colapso de sus páginas web. De menos de 400 solicitudes diarias registradas a inicios de año, ahora se llega a más de 2,500, lo que podría dar lugar a una prórroga de la fecha. Pero además de este problema, lo que hay en el ciudadano es incertidumbre.

Como se sabe, la comisión por flujo es el porcentaje de nuestra remuneración que cobran mensualmente las AFP para administrar nuestro fondo de pensiones. En el nuevo sistema de comisión mixta (por saldo) se cobrará un porcentaje del sueldo y otro tanto del saldo que tenga cada fondo de pensiones durante 10 años. Acabado ese periodo, esta comisión será cobrada enteramente sobre el saldo del fondo.

En opinión del exviceministro de Economía y presidente de la Asociación de AFP (AAFP), Luis Valdivieso, ningún sistema es superior (ni la comisión por flujo ni la comisión mixta), pues son sistemas de pago distintos. “En el sistema actual (por flujo) te quitan de tu bolsillo hoy pero no te tocan tu saldo, en el sistema nuevo (mixto) te dejan más en tu bolsillo, pero te sacan de tu saldo, así de simple”, dice.

Respecto de los comentarios que indican que la ciudadanía no está debidamente informada, Valdivieso descartó que exista desinformación en los usuarios porque –recordó– en una encuesta que se hizo el mes pasado se reportó que el 60% de las personas en los sectores A-B-C estaba informado y sabían qué hacer, mientras que en los sectores D y E esta cifra era 45%.

Por otro lado, rechazó las acusaciones del congresista Jaime Delgado, quien afirma que la actual comisión (sobre el sueldo) beneficia a las AFP desde hace muchos años.

Comisiones

Para el abogado Percy Alache, del estudio Asociado de Miranda & Amado, la comisión por flujo es beneficiosa si existe continuidad del vínculo laboral. Explicó que la diferencia entre la remuneración de ambas comisiones es la continuidad del vínculo laboral: en la comisión por remuneración se va a cobrar mientras el usuario tenga trabajo (“tengo remuneración, me cobran comisión; si no trabajo, no me cobran”).

Señaló que una de las críticas a esa modalidad fue que el pago de la comisión era por adelantado; en cambio en la comisión por saldo no interesa el vínculo laboral vigente, sino el saldo acumulado que tenga el usuario (anual y no mensual, como en el caso de la comisión por remuneración).

En tanto, Mario Melgar, miembro de la consultora MCIF, explica que en caso no se asista a la administradora para señalar que uno quiere mantenerse en la comisión por remuneración (actual), se va a pasar automáticamente al nuevo esquema de comisión por saldo. Esto significa que el usuario seguirá aportando una comisión de la remuneración durante 10 años.

Por su parte, César Rivera, coordinador del Departamento de Regulación de la SBS, considera que la comisión por saldo tiene una serie de fortalezas sobre el esquema por remuneración. “Quienes decidan quedarse en el esquema de comisión sobre la remuneración no podrán acceder a tasas más competitivas que las AFP ofrecerán cuando participen en las licitaciones”, dice.

“Cuando comience a cobrarse sobre el saldo a los trabajadores que hayan escogido el nuevo esquema, éstos podrán determinar de una manera muy sencilla la rentabilidad neta de lo que ahorran”, resalta.

Así las cosas, se amplíe o no el plazo (hoy, miércoles 20, se anunció que el Congreso citaría al jefe de la SBS, Daniel Schydlowsky, para que explique por qué no se puede ampliar la fecha), el debate continuará y es necesario, pues millones de afiliados aún no saben qué comisión escoger: la desinformación, el poco tiempo y la falta de voluntad para que nadie se perjudique podría derivar en decisiones con consecuencias no deseadas.

Fuente: Programa Tema de Fondo, de RPP.

 

 

Comments Closed